¡Qué Animal!

Caminante no hay camino, se hace camino al andar,
dulces palabras que saben a lo natural.

Los que con sus carros invaden la vida,
con sus ruidos y humos contaminan el ambiente,
signo de su status,
motivo de humillación,
mal usan las pistas
y cansan su cuerpo con tanta tensión.

Si por mí fuera,
sólo lo usaría para el Domingo pasear,
pues con tanto animal,
¿Cómo será posible enfrentarlos todos los días sin estallar?

Por mantenerlo al día,
hasta un hijo se olvida,
primero sus llantas nuevas
y luego los alimentos del día.

Si por mí fuera un hijo tuviera,
antes que a este animal sin vida,
con poder infernal.

Lima, Dom5Mar95. Me choqué ligeramente tres veces, de ahí mis temores.

Sapín de las Charcas
Si te gustó, pásalo a tus amig@s

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.